Haz pasta para moldear

Crear la pasta pegajosa para estrujarla y exprimirla entre los dedos es muy barato y fácil. Después de que los niños terminen de experimentar con la masa, pueden hacer figuras, ya que la masa se pone dura cuando se deja pasar una noche. ¡Así pueden guardar un recuerdo duradero de su pegajosa obra maestra! (La preparación de la pasta puede requerir la ayuda de un adulto, pero la pasta en sí es totalmente apta para niños y no supone ningún peligro en caso de que la ingieran accidentalmente.)

 

Qué necesitas:

  • 2 vasos de harina común
  • 1 vaso de sal
  • 2 vasos de agua
  • 2 cucharadas soperas de aceite
  • 4 cucharaditas de crema tártaro
  • Unas gotas de colorante alimenticio de diferentes colores

Qué hay que hacer:

  1. Vuelca todos los ingredientes secos en una cacerola y ve añadiendo los líquidos poco a poco.
  2. Revuelve a fuego lento hasta que la masa se haga una bola y sea menos pegajosa.
  3. Ponla en una superficie limpia y amásala hasta que se vuelva blanda y esponjosa.
  4. Divide la masa en cuatro partes y añade un par de gotas de colorante alimenticio para hacer masas de 4 colores.
  5. Mantenlas en recipientes herméticos hasta 2 semanas o haz figuras y déjalas una noche para que se endurezcan.