¡Lapiceros para todos! Enseña a tus hijos a hacer sus propios portalápices

Entre pintar en casa y llevar sus lápices a diferentes lugares, lo más seguro es que los pierda. Pero para que no vuelva a suceder, hoy te enseñamos cómo crear un entretenido y útil portalápices. ¡Lo mejor es que todos los materiales son fáciles de conseguir! Así que no lo pienses más y consigue un rollo de papel higiénico, la tapa de una caja de zapatos, cartulina amarilla, témpera y pinceles, tijeras punta roma y pegamento. Una vez que tengas todo preparado, sorprende a tus niños con esta entretenida actividad manual.  Para partir, dibujen  una flor sobre la cartulina amarilla y si tu hijo está en edad, pídele que la recorte con mucho cuidado. Luego, lo que sigue es que  tus pequeños muestren sus dotes artísticos, pásales la témpera y pinceles para que pinten el rollo de papel y la parte interior de la caja de cartón, pueden usar los colores que deseen ¡Lo importante es que se diviertan! Espera unos minutos hasta que seque y usa el pegamento para pegar la flor recortada en la parte interior de la caja, no olvides que ésta debe ser unos centímetros más grande que el rollo de papel ya que será la base del nuevo lapicero. Y terminamos pegando el rollo de papel en el centro de la caja de zapatos encima de la flor amarilla. Pero si quedaron con ganas de seguir creando, pueden tomar goma eva o papel lustre para hacer figuras que pueden colocar en el rollo de papel. Y si tus pequeños artistas ensuciaron su ropa, ¡No hay problema! recuerda que Omo elimina hasta las manchas más difíciles.