Skip to content
Chicos en tobogan acuatico

Cuidados y consejos para disfrutar en la piscina o playa

Lo mejor para pasar los días de calor del verano es refrescarnos en una piscina o en la playa. ¡Y sabemos que los niños son los que más disfrutan chapoteando en el agua! Por eso, mira estos consejos para que mientras ellos juegan, tú estés tranquila y sólo te preocupes de ¡Pasarlo bien!

El primer consejo es que siempre estés junto a tus niños cuando estén dentro del agua, y cuando lo estén, estés muy atenta. ¡No se trata de exagerar! Recuerda que además de los accidentes por inmersión, tus hijos pueden sufrir una caída o golpe en el borde de la piscina o en el fondo si se tiran piqueros. Y en la playa, es muy fácil que se desorienten y pierdan. ¡Además tú también puedes pasarlo increíble! 

Busca tu traje de baño o ponte ropa cómoda, y juega con tus niños en el agua, así  quedará como un lindo recuerdo de las vacaciones y podrás refrescarte con ellos. Sea en la piscina o playa, ponle a tus pequeños bloqueador solar con un factor de protección alta, así evitarás insolaciones o quemaduras de cuidados por efecto del sol.

Aplícalo cada 2 horas, después de bañarse y en caso que transpiren mucho. ¡No olvides ninguna zona del cuerpo!  Como  rostro, orejas, hombros, cuello, brazos, piernas y pies. Y lo último para protegerlos del sol, colócales un gorro o sombrero, y para ti lleva un quitasol o carpa para que descanses y además ellos jueguen a la sombra.

Y  en el caso de tener una piscina en casa, lo primero es que esté resguardada por una reja de seguridad de 1.50 metros de altura, y con barrotes que impidan que los niños la traspasen o escalen. 

La puerta de acceso debe estar siempre cerrada con llave o candado. ¡No te confíes en alarmas o elementos de seguridad! Sólo tú puedes entregarles todos los cuidados.

Después de estos consejos, ya es momento de ir por tus niños, tomar el traje de baño, la toalla, y todo lo que necesites para empezar a chapotear en el agua.  Y no olvides un snack que después del baño, seguro la actividad física les dará mucha hambre.