Skip to content
camiseta verde

Cómo ahorrar energía y agua

Lavado ecológico

Agua – el ingrediente principal para lavar nuestra ropa, pero también uno de los recursos naturales más preciados. Por lo tanto, cómo podemos ahorrar agua en el hogar, ahorrar energía, proteger el medio ambiente – y aun así tener la ropa perfectamente limpia?

Si eres uno de los 50 millones de hogares para los que el agua es un recurso escaso, o haces part del 10% de la población (que es más de 700 millones en todo el mundo) que aún carece de un suministro constante de agua limpia, todos tenemos una cosa en común: no podemos vivir sin ella.

También te habrás dado cuenta de que utilizamos mucha agua en cada lavado. De hecho, cerca de un 22% del agua que se usa en el hogar corresponde al lavado de ropa. Entonces, ¿qué podemos hacer para ahorrar agua en el hogar?  

Formas de ahorrar energía en el hogar

Ciclos más cortos

La máquina lavadora promedio, utiliza 10 litros de agua por cada kilo de ropa de algodón en un programa estándar de lavado de algodón a 40°C – para una máquina de 5kg, son 50 litros de agua por lavado. Utilizar un ciclo más corto, por lo tanto, es la vía más rápida para ahorrar agua y energía.

Por ejemplo, si en Europa se acortaran los 26 mil millones de lavados de 2 horas a 30 minutos, se ahorrarían alrededor de 40 mil millones de horas de uso de la máquina, lo que representa un gran ahorro de agua y energía. Sin mencionar el hecho que una pequeña reducción el el tiempo de use de la máquina lavadora se traduce en un mayor tiempo de duración.

También es más económico realizar cargas completas de lavado o usar un programa de media carga si es que tu lavadora tiene uno. También puedes considerar la frecuencia con que lavas diferentes artículos.

Al lavar a mano, tenemos mayor control de la cantidad de agua que utilizamos. Para hacerlo más fácil, hemos desarrollado OMO Multiacción líquido para cortar la espuma y neutralizar el detergente instantáneamente de modo que necesite un solo balde de agua para un enjuague completo.  

Menor temperatura en el lavado

Calentar el agua es la causa principal del alto consume energético. De hecho, es alrededor del 80% de energía que se utiliza en una carga de lavado. Nosotros recomendamos lavar la mayoría de las cosas a 30°C para ahorrar energía.

Muchas personas creen que no serán capaces de obtener su ropa perfectamente limpia sin utilizar agua caliente, aunque muchas prendas (delicadas o de colores que tienden a desteñir) es preferible lavarlas en agua fría y la mayoría de las manchas pueden ser aflojadas remojando previamente (Haz clic aquí y conoce nuestros consejos para remover manchas específicas). También hemos estado trabajando arduamente para aumentar el poder de lavado de nuestros detergentes; nuestro /[OMO] es perfecto para bajas temperaturas y lavados cortos.  

No botes el agua, reutilízala

Una vez que termines de lavar a mano, no botes esa agua, ya que sigue siendo un recurso preciado. Utilízala para limpiar el piso del patio, la terraza, la cocina o la bicicleta de tu hijo por ejemplo. Para más tips de cómo ahorrar energía y agua en el hogar, revisa nuestro Plan de Vida Sustentable   ¿Tienes estrategias para ahorrar agua en el hogar? Compártelas con nosotros a continuación.